¿Es válido el uso del colesterol en los algoritmos de riesgo de mortalidad en las guías clínicas? Diez años de datos prospectivos del estudio noruego HUNT 2

ARTÍCULO ORIGINAL EN INGLÉS: 2012 Feb; 18 (1): 159-68. doi: 10.1111 / j.1365-2753.2011.01767.x. Epub 2011 sep 25.

AUTORES: Petursson H 1 , Sigurdsson JA , Bengtsson C , Nilsen TI , Getz L .

Información del autor

1
Unidad de Investigación de Práctica General, Departamento de Salud Pública y Práctica General, Universidad Noruega de Ciencia y Tecnología (NTNU), Trondheim, Noruega. halfdanpe@gmail.com

Resumen

JUSTIFICACIÓN, OBJETIVOS Y OBJETIVOS:

Muchas guías clínicas para la prevención de enfermedades cardiovasculares (ECV) contienen tablas/calculadoras de estimación de riesgo. Estos han mostrado una tendencia a sobrestimar el riesgo, lo que indica que podría haber fallas teóricas en los algoritmos. El colesterol total es una variable de uso frecuente en las estimaciones de riesgo. Algunos estudios indican que las propiedades predictivas del colesterol pueden no ser tan sencillas como se supone ampliamente. Nuestro objetivo fue documentar la fuerza y ​​la validez del colesterol total como factor de riesgo de mortalidad en una población noruega general bien definida y sin ECV conocida al inicio del estudio.

MÉTODOS:

Se evaluó la asociación del colesterol sérico total con la mortalidad total, así como la mortalidad por ECV y la cardiopatía isquémica (IHD), utilizando modelos de riesgo proporcional de Cox. La población del estudio comprende 52087 noruegos, de 20 a 74 años de edad, que participaron en el Estudio de salud de Nord-Trøndelag (HUNT 2, 1995-1997) y fueron objeto de un seguimiento de la mortalidad por causas específicas durante 10 años (510297 personas-años en total).

RESULTADOS:

Entre las mujeres, el colesterol tuvo una asociación inversa con la mortalidad por todas las causas [cociente de riesgo (HR): 0,94; Intervalo de confianza (CI) del 95%: 0,89-0,99 por aumento de 1,0 mmol L (-1)], así como la mortalidad por ECV (HR: 0,97; CI del 95%: 0,88-1,07). La asociación con la mortalidad por IHD (HR: 1.07; CI 95%: 0.92-1.24) no fue lineal, pero parecía seguir una curva en forma de «U», con la mortalidad más alta <5.0 y ≥7.0 mmol L (-1). Entre los hombres, la asociación de colesterol con la mortalidad por ECV (HR: 1,06; CI del 95%: 0,98-1,15) y en total (HR: 0,98; CI del 95%: 0,93-1,03) siguió un patrón en forma de “U”.

CONCLUSIÓN:

Nuestro estudio proporciona una indicación epidemiológica actualizada de posibles errores en los algoritmos de riesgo de ECV de muchas guías clínicas. Si nuestros hallazgos son generalizables, se deben revisar las recomendaciones clínicas y de salud pública sobre los «peligros» del colesterol. Esto es especialmente cierto para las mujeres, para quienes el colesterol moderadamente elevado (según los estándares actuales) puede resultar no solo inofensivo sino también beneficioso.

PMID: 21951982
PMCID: PMC3303886
DOI: 10.1111 / j.1365-2753.2011.01767.x
[Indexado para MEDLINE]

Metaanálisis de estudios prospectivos de cohorte que evalúan la asociación de grasa saturada con enfermedad cardiovascular

ARTÍCULO ORIGINAL EN INGLÉS:  2010 Mar; 91 (3): 535-46. doi: 10.3945 / ajcn.2009.27725. Epub 2010 13 de enero.

AUTORES: Siri-Tarino PW 1 , Sun Q , Hu FB , Krauss RM .

Información del autor

1
Hospital de Niños, Oakland Research Institute Oakland, CA, EE. UU.

RESUMEN

TRASFONDO:

En general, se ha pensado que una reducción de las grasas saturadas en la dieta mejora la salud cardiovascular.

OBJETIVO:

El objetivo de este metanálisis fue resumir la evidencia relacionada con la asociación de la grasa saturada en la dieta con el riesgo de enfermedad coronaria (CHD), accidente cerebrovascular y enfermedad cardiovascular en estudios epidemiológicos prospectivos.

DISEÑO:

Veintiún estudios identificados mediante búsquedas en las bases de datos de MEDLINE, EMBASE y referencias secundarias calificadas para su inclusión en este estudio. Se usó un modelo de efectos aleatorios para derivar estimaciones compuestas de riesgo relativo para enfermedad coronaria, accidente cerebrovascular y enfermedad cardiovascular.

RESULTADOS:

Durante 5-23 años de seguimiento de 347,747 sujetos, 11,006 desarrollaron cardiopatía coronaria o accidente cerebrovascular. La ingesta de grasa saturada no se asoció con un aumento del riesgo de enfermedad coronaria, accidente cerebrovascular o enfermedad cardiovascular. Las estimaciones de riesgo relativo agrupadas que compararon los cuantiles extremos de la ingesta de grasas saturadas fueron 1.07 (CI 95%: 0.96, 1.19; P = 0.22) para enfermedad coronaria, 0.81 (CI 95%: 0.62, 1.05; P = 0.11) para accidente cerebrovascular, y 1.00 (IC 95%: 0,89; 1,11; P = 0,95) para enfermedad cardiovascular. La consideración de la edad, el sexo y la calidad del estudio no cambiaron los resultados.

CONCLUSIONES:

Un metaanálisis de estudios epidemiológicos prospectivos mostró que no hay pruebas significativas para concluir que las grasas saturadas en la dieta estén asociadas con un mayor riesgo de enfermedad coronaria o enfermedad cardiovascular. Se necesitan más datos para dilucidar si es probable que los riesgos específicos de las enfermedades cardiovasculares se vean influenciados por los nutrientes específicos utilizados para reemplazar las grasas saturadas.

PMID: 20071648

PMCID: PMC2824152

DOI: 10.3945 / ajcn.2009.27725
[Indexado para MEDLINE]

Eficacia y seguridad de la insulina en la diabetes tipo 2: metanálisis de ensayos controlados aleatorios

ARTÍCULO ORIGINAL EN INGLÉS: 2016 8 de julio; 16 (1): 39. doi: 10.1186 / s12902-016-0120-z.

AUTORES: Erpeldinger S 1 , Rehman MB 2 , Berkhout C 3 , Pigache C 1 , Zerbib Y 1, 4 , Regnault F 1 , Guérin E 1 , Supper I 1 , Cornu C 5, 6, 7 , Kassaï B 5, 6, 7 , Gueyffier F 5, 7 , Boussageon R 8 .

Información del autor

1
Escuela Universitaria de Medicina General, Universidad Claude Bernard Lyon 1, Lyon, Francia.
2
Departamento de Cardiología, CHU de Poitiers, 86000, Poitiers, Francia. michaela.rehman@gmail.com.
3
Departamento de Medicina General, Universidad Lille-Nord de France, Lille 2, Lille, Francia.
4
SCF SHS / S2HEP (EA 4148), Universidad Claude Bernard Lyon 1, Lyon, Francia.
5
UMR 5558, CNRS, Universidad Claude Bernard Lyon 1, Lyon, Francia.
6
Centro de Investigación Clínica, INSERM CIC1407, Lyon, Francia.
7
Departamento de Farmacología Clínica y Ensayos Clínicos, Hospices Civils de Lyon, Lyon, Francia.
8
Departamento de Medicina General, Université de Poitiers, Poitiers, Francia.

RESUMEN

FONDO:

Es esencial anticipar y limitar el costo social, económico y sanitario de la diabetes tipo 2 (DM2), que se encuentra en constante progresión en todo el mundo. Cuando los objetivos de glucosa en sangre no se alcanzan con la dieta y la intervención en el estilo de vida, se recomienda la insulina ya sea que el paciente ya esté tomando medicamentos hipoglucemiantes o no. Sin embargo, el equilibrio beneficio/riesgo de la insulina sigue siendo controvertido. Nuestro objetivo fue determinar la eficacia y la seguridad de la insulina frente a los medicamentos hipoglucemiantes o la dieta/placebo en los criterios de valoración clínicamente relevantes.

MÉTODOS:

Se realizó una revisión sistemática de la literatura (Pubmed, Embase, Cochrane Library) que incluía todos los ensayos clínicos aleatorizados (RCT) que analizaban insulina versus fármacos hipoglucemiantes o dieta/placebo, publicados entre 1950 y 2013. Se incluyeron todos los RCT que informaron efectos sobre la mortalidad por cualquier causa, la mortalidad cardiovascular, la muerte por cáncer, la morbilidad cardiovascular, las complicaciones microvasculares y la hipoglucemia en adultos ≥18 años con DM2. Dos autores evaluaron de forma independiente la elegibilidad de los ensayos y extrajeron los datos. La validez interna de los estudios se analizó de acuerdo con la herramienta Cochrane Risk of Bias. Se calcularon las razones de riesgo (RR) con intervalos de confianza del 95% (CI 95%), utilizando el modelo de efectos fijos en el primer abordaje. La estadística I(2) evaluó la heterogeneidad. En caso de heterogeneidad estadística, subgrupos y análisis de sensibilidad luego se realizó un modelo de efectos aleatorios. El umbral alfa fue 0.05. Los resultados primarios fueron mortalidad por cualquier causa y mortalidad cardiovascular. Los resultados secundarios fueron eventos cardiovasculares no fatales, eventos hipoglucémicos, muerte por cáncer y complicaciones macrovasculares o microvasculares.

RESULTADOS:

Veinte RCT se incluyeron en los 1632 estudios identificados inicialmente. Se analizaron 18 599 pacientes: la insulina no tuvo efecto frente a los fármacos hipoglucemiantes en la mortalidad por cualquier causa RR = 0,99 (CI 95% = 0,92-1,06) y mortalidad cardiovascular RR = 0,99 (CI 95% = 0,90-1,09), ni vs. dieta/placebo RR = 0.92 (CI 95% = 0.80-1.07) y RR = 0.95 (CI 95% 0.77-1.18) respectivamente. No se encontraron efectos en los resultados secundarios tampoco. Sin embargo, la hipoglucemia grave fue más frecuente con la insulina en comparación con los fármacos hipoglucemiantes RR = 1.70 (IC 95% = 1.51-1.91).

CONCLUSIONES:

No hay evidencia significativa de la eficacia a largo plazo de la insulina en ningún resultado clínico en la DM2. Sin embargo, existe una tendencia a los efectos adversos clínicamente nocivos, como la hipoglucemia y el aumento de peso. El único beneficio podría estar limitado a la reducción de la hiperglucemia a corto plazo. Esto necesita ser confirmado con más estudios.

PMID: 27391319

PMCID: PMC4939045

DOI: 10.1186 / s12902-016-0120-z

[Indizado para MEDLINE]

Consumo de pescado y mortalidad por cualquier causa, cardiopatía isquémica y accidente cerebrovascular: un estudio ecológico

ARTÍCULO ORIGINAL EN INGLÉS: 1999 mayo; 28 (5): 520-9.

AUTORES: Zhang J 1 , Sasaki S , Amano K , Kesteloot H .

Información del autor

1
Departamento de Epidemiología, Escuela de Salud Pública, Universidad Católica de Lovaina, Lovaina, Bélgica.

RESUMEN

FONDO:

El presente estudio examinó la relación entre el consumo de pescado y la mortalidad por cualquier causa, cardiopatía isquémica y accidente cerebrovascular.

MÉTODOS:

Se obtuvieron los datos de consumo de pescado en 1961-1963, 1979-1981 y 1989-1991 y los datos de mortalidad, estandarizados por edad a 45-74 años, el promedio de los últimos 3 años disponibles, en su mayoría alrededor de 1992-1993, en 36 países, fueron obtenidos de la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación y de la Organización Mundial de la Salud, respectivamente.

RESULTADOS:

Existe una correlación univariante inversa entre el consumo de trozas de pescado en 1961-1963, 1979-1981 y 1989-1991 y la mortalidad por cualquier causa (P <0.01 a <0.001) y la enfermedad isquémica del corazón (P <0.05 a <0.01) en ambos sexos. Se encontró una correlación inversa univariada entre el consumo de trozas de peces y la mortalidad por trazo logarítmico solo para el período 1961-1963 en ambos sexos (P <0.05). El consumo de trozas de pescado se asoció de forma independiente, significativa e inversa con el registro por cualquier (todas P <0,001), enfermedad isquémica del corazón (P <0,01 a <0,001) y accidente cerebrovascular (P <0,05 a <0,001) mortalidad en las tres períodos en ambos sexos, después de ajustar por factores de confusión. Estas asociaciones siguieron siendo importantes incluso después de la exclusión de Islandia y Japón.

CONCLUSIONES:

El consumo de pescado se asocia con un riesgo reducido por cualquier causa, cardiopatía isquémica y mortalidad por accidente cerebrovascular a nivel poblacional.

PMID: 10329343
DOI: 10.1006 / pmed.1998.0472
[Indizado para MEDLINE]

Consumo de frutas y verduras y mortalidad por cualquier causa, enfermedades cardiovasculares y cáncer: revisión sistemática y metaanálisis de dosis-respuesta de estudios prospectivos de cohortes

ARTÍCULO ORIGINAL EN INGLÉS: 2014 29 de julio; 349: g4490. doi: 10.1136 / bmj.g4490.

AUTORES: Wang X 1 , Ouyang Y 2 , Liu J 2 , Zhu M 3 , Zhao G 4 , Bao W 5 , Hu FB 6 .

Información del autor

1
Departamento de Salud Materno Infantil, Escuela de Salud Pública, Universidad de Shandong, Jinan, Departamento de Nutrición e Higiene de los Alimentos de China, Escuela de Salud Pública, Facultad de Medicina de Tongji, Universidad de Ciencia y Tecnología de Huazhong, Wuhan, China.
2
Departamento de Nutrición e Higiene de los Alimentos, Escuela de Salud Pública, Colegio Médico Tongji, Universidad de Ciencia y Tecnología de Huazhong, Wuhan, China.
3
Departamento de Epidemiología y Bioestadística, Escuela de Salud Pública, Facultad de Medicina de Tongji, Universidad de Ciencia y Tecnología de Huazhong, Wuhan, China.
4
Departamento de Ciencias Cardiovasculares, Hospital Provincial de Shandong afiliado a la Universidad de Shandong, Jinan, China.
5
División de Epidemiología, División de Investigación de Salud de Población Intramural, Eunice Kennedy Shriver Instituto Nacional de Salud Infantil y Desarrollo Humano, Institutos Nacionales de Salud, Rockville, MD 20852, EE. UU. Nhbfh@channing.harvard.edu wei.bao@nih.gov.
6
Departamentos de Nutrición y Epidemiología, Escuela de Salud Pública de Harvard, Boston, MA 02115, EE. UU. Nhbfh@channing.harvard.edu wei.bao@nih.gov.

RESUMEN

OBJETIVO:

Examinar y cuantificar la posible relación dosis-respuesta entre el consumo de frutas y verduras y el riesgo de mortalidad por cualquier causa, cardiovascular y cáncer.

FUENTES DE DATOS:

Medline, Embase y la biblioteca Cochrane realizaron búsquedas hasta el 30 de agosto de 2013 sin restricciones de idioma. Listas de referencias de artículos recuperados.

SELECCIÓN DE ESTUDIO:

Estudios prospectivos de cohortes que informaron los estimados de riesgo para todas las causas, mortalidad cardiovascular y por niveles de consumo de frutas y vegetales.

SÍNTESIS DE DATOS:

Se usaron modelos de efectos aleatorios para calcular los cocientes de riesgos agrupados y los intervalos de confianza del 95% e incorporar la variación entre los estudios. Las relaciones dosis-respuesta lineales y no lineales se evaluaron con datos de categorías de consumo de frutas y verduras en cada estudio.

RESULTADOS:

Dieciséis estudios prospectivos de cohortes fueron elegibles en este metanálisis. Durante los períodos de seguimiento que van desde 4.6 a 26 años, hubo 56.423 muertes (11.512 por enfermedad cardiovascular y 16.817 por cáncer) entre 833.234 participantes. El mayor consumo de frutas y verduras se asoció significativamente con un menor riesgo de mortalidad por cualquier causa. Los cocientes de riesgo agrupados de mortalidad por cualquier causa fueron 0,95 (intervalo de confianza del 95%: 0,92 a 0,98) para un incremento de una porción al día de frutas y verduras (P = 0,001), 0,94 (0,90 a 0,98) para fruta (P = 0,002). y 0.95 (0.92 a 0.99) para vegetales (P = 0.006). Hubo un umbral de alrededor de cinco porciones de frutas y verduras al día, después de lo cual el riesgo de mortalidad por cualquier causa no se redujo aún más. Se observó una asociación inversa significativa para la mortalidad cardiovascular (cociente de riesgos por cada porción adicional al día de frutas y verduras 0,96; intervalo de confianza del 95%: 0,92 a 0,99), mientras que un mayor consumo de frutas y verduras no se asoció de manera apreciable con el riesgo de mortalidad por cáncer.

CONCLUSIONES:

Este metanálisis proporciona evidencia adicional de que un mayor consumo de frutas y verduras se asocia con un menor riesgo de mortalidad por cualquier causa, en particular la mortalidad cardiovascular.

PMID: 25073782
PMCID: PMC4115152
[Indizado para MEDLINE]

La ingesta dietética de grasas saturadas no está asociada con el riesgo de eventos coronarios o mortalidad en pacientes con enfermedad coronaria establecida

ARTÍCULO ORIGINAL EN INGLÉS: 2015 feb; 145 (2): 299-305. doi: 10.3945 / jn.114.203505. Epub 2014 10 de diciembre.

AUTORES: Puaschitz NG 1 , Strand E 2 , Norekvål TM 3 , Dierkes J 4 , Dahl L 5 , Svingen GF 6 , Assmus J 7 , Schartum-Hansen H 6 , Øyen J 8 , Pedersen EK 2 , Drevon CA 9 , Tell GS 10 , Nygård O 6 .

Información del autor

1
Departamentos de Heart Disease Departments of Clinical Science nathalie.genevieve.puaschitz@helse-bergen.no.
2
Departamentos de Ciencia Clínica.
3
Departamentos de Investigación y Desarrollo de Enfermedades Cardíacas, y Departamentos de Ciencias Clínicas.
4
Medicina Clínica, y.
5
El Instituto Nacional de Nutrición e Investigación de Mariscos, Bergen, Noruega; y.
6
Departamentos de Heart Disease Departments of Clinical Science.
7
Investigación y Desarrollo, y.
8
Reumatología, Hospital Universitario de Haukeland, Bergen, Noruega. Salud Pública Global y Atención Primaria, Facultad de Medicina y Odontología, Universidad de Bergen, Bergen, Noruega. Instituto Nacional de Nutrición e Investigación de Mariscos, Bergen, Noruega; y.
9
Departamento de Nutrición, Instituto de Ciencias Médicas Básicas, Facultad de Medicina, Universidad de Oslo, Oslo, Noruega.
10
Global Public Health and Primary Care, Facultad de Medicina y Odontología, Universidad de Bergen, Bergen, Noruega.

RESUMEN

FONDO:

Los datos de metanálisis recientes cuestionan una asociación entre la ingesta dietética de ácidos grasos saturados (SFAs) y el riesgo de enfermedad cardiovascular (CVD). Además, el efecto pronóstico de la SFA dietética en pacientes con CVD establecida tratada con medicación convencional moderna no ha sido ampliamente estudiado.

OBJETIVO:

Investigamos las asociaciones entre la ingesta de SFA dietética autoinformada y el riesgo de eventos coronarios posteriores y la mortalidad en pacientes con enfermedad arterial coronaria (CAD).

MÉTODOS:

Este estudio incluyó pacientes que participaron en el ensayo de intervención con vitamina B en el oeste de Noruega y completaron un cuestionario semicuantitativo de frecuencia de alimentos de 169 ítems después de una angiografía coronaria. Los cuartiles de la ingesta diaria estimada de SFA se relacionaron con el riesgo de un punto final primario compuesto de eventos coronarios (angina de pecho inestable, infarto agudo de miocardio no fatal y muerte coronaria) y puntos finales secundarios separados (infarto agudo de miocardio total, eventos coronarios fatales y mortalidad por cualquier causa) con el uso de análisis de regresión de Cox.

RESULTADOS:

Este estudio incluyó 2412 pacientes (81% hombres, edad media: 61,7 años). Después de un seguimiento de 4.8 años de media, un total de 292 (12%) pacientes experimentaron al menos un evento coronario mayor durante el seguimiento. La alta ingesta de SFA se asoció con una serie de factores de riesgo al inicio del estudio. Sin embargo, no hubo asociaciones significativas entre la ingesta de SFA y el riesgo de eventos coronarios [HR ajustada por edad y sexo (CI 95%) fue 0,85 (0,61, 1,18) para el cuartil SFA superior versus menor] o cualquier criterio de valoración secundario. Las estimaciones no se modificaron de forma apreciable después de los ajustes multivariados.

CONCLUSIONES:

No hubo asociación entre la ingesta dietética de SFAs y los eventos coronarios incidentes o la mortalidad en pacientes con CAD establecida.

PMID: 25644351
DOI: 10.3945 / jn.114.203505
[Indizado para MEDLINE]

Tiempo estando sentado y mortalidad por cualquier causa, enfermedad cardiovascular y cáncer

ARTÍCULO ORIGINAL EN INGLÉS: 2009 de mayo; 41 (5): 998-1005. doi: 10.1249 / MSS.0b013e3181930355.

AUTORES:

Información del autor

1
Centro de Investigación Biomédica Pennington, Baton Rouge, LA 70808-4124, EE. UU. Peter.Katzmarzyk@pbrc.edu

RESUMEN

PROPÓSITO:

Aunque la actividad física entre moderada y vigorosa está relacionada con la mortalidad prematura, la relación entre las conductas sedentarias y la mortalidad no se ha explorado completamente y puede representar un paradigma diferente al asociado con la falta de ejercicio. Examinamos prospectivamente el tiempo estando sentado y la mortalidad en una muestra representativa de 17013 canadienses de 18-90 años de edad.

MÉTODOS:

La evaluación del tiempo diario estando sentado (casi ninguna de las veces, la cuarta parte del tiempo, la mitad de las veces, las tres cuartas partes del tiempo, casi todo el tiempo), la actividad física durante el tiempo libre, el tabaquismo y el consumo de alcohol fue presentada en la base de datos. Los participantes fueron seguidos prospectivamente por un promedio de 12.0 años para la determinación del estado de mortalidad.

RESULTADOS:

Hubo 1832 muertes (759 de enfermedades cardiovasculares (CVD) y 547 de cáncer) durante 204732 personas-año de seguimiento. Después del ajuste para posibles factores de confusión, hubo un riesgo progresivamente mayor de mortalidad por cualquier causa en los niveles más altos de tiempo estando sentado (cocientes de riesgo (HR): 1.00, 1.00, 1.11, 1.36, 1.54; P for trend <0.0001) y CVD (HR : 1.00, 1.01, 1.22, 1.47, 1.54; P for trend <0.0001) pero no cáncer. Se obtuvieron resultados similares cuando se estratificaron por sexo, edad, tabaquismo e índice de masa corporal. Las tasas de mortalidad por cualquier causa ajustadas por edad por 10,000 personas-año de seguimiento fueron 87, 86, 105, 130 y 161 (P for trend <0,0001) en participantes físicamente inactivos y 75, 69, 76, 98, 105 (P for trend = 0.008) en participantes activos en todas las categorías de tiempo estando sentado.

CONCLUSIONES:

Estos datos demuestran una asociación dosis-respuesta entre el tiempo sentado y la mortalidad por cualquier causa y la ECV, independientemente de la actividad física de ocio. Además del fomento de actividad física de moderada a fuerte y un peso saludable, los médicos deben desalentar pasar tiempo sentados durante períodos prolongados.

PMID: 19346988
DOI: 10.1249 / MSS.0b013e3181930355
[Indizado para MEDLINE]

Niveles de lípidos en pacientes hospitalizados con enfermedad de la arteria coronaria: un análisis de 136.905 hospitalizaciones en Get With The Guidelines

ARTÍCULO ORIGINAL EN INGLÉS:  2009 Jan; 157 (1): 111-117.e2. doi: 10.1016 / j.ahj.2008.08.010. Epub 2008 22 de octubre.

Información del autor

1
Department of Medicine, UCLA Medical Center, Los Angeles, CA90095-1679, USA.

RESUMEN

FONDO:

Los niveles de lípidos entre pacientes contemporáneos hospitalizados con enfermedad arterial coronaria (EAC) no han sido bien estudiados. Este estudio tuvo como objetivo analizar los niveles de lípidos de admisión en una amplia población contemporánea de pacientes hospitalizados con EAC.

MÉTODOS:

La base de datos Get With The Guidelines fue analizada para las hospitalizaciones por EAC de 2000 a 2006 con niveles de lípidos documentados en las primeras 24 horas de ingreso. Los pacientes se dividieron en colesterol de lipoproteínas de baja densidad (LDL), colesterol de lipoproteínas de alta densidad (HDL) y categorías de triglicéridos. Los factores asociados con los niveles de LDL y HDL se evaluaron junto con las tendencias temporales.

RESULTADOS:

De 231,986 hospitalizaciones de 541 hospitales, los niveles de lípidos de admisión se documentaron en 136,905 (59.0%). Los niveles medios de lípidos fueron LDL 104.9 +/- 39.8, HDL 39.7 +/- 13.2 y triglicéridos 161 +/- 128 mg / dL. Se observó colesterol de lipoproteínas de baja densidad <70 mg / dL en el 17.6% y niveles ideales (LDL <70 con HDL> o = 60 mg / dL) en solo el 1.4%. El colesterol de lipoproteínas de alta densidad era <40 mg / dL en el 54,6% de los pacientes. Antes de la admisión, solo 28,944 (21,1%) pacientes recibían medicamentos hipolipemiantes. Los predictores de mayor LDL incluyen el sexo femenino, sin diabetes, antecedentes de hiperlipidemia, sin medicamentos hipolipemiantes previos y con síndrome coronario agudo. Los niveles de LDL y HDL disminuyeron con el tiempo (P <.0001).

CONCLUSIONES:

En una gran cohorte de pacientes hospitalizados con EAC, casi la mitad tiene niveles de LDL de admisión <100 mg / dL. Más de la mitad de los pacientes tienen niveles de HDL de admisión <40 mg / dL, mientras que <10% tienen HDL> o = 60 mg / dL. Estos hallazgos pueden proporcionar más apoyo para revisiones de guías recientes con objetivos de LDL aún más bajos y para desarrollar tratamientos efectivos para aumentar el HDL.

PMID: 19081406
DOI: 10.1016 / j.ahj.2008.08.010
[Indizado para MEDLINE]

Actividad física y riesgo de cáncer de mama, cáncer de colon, diabetes, enfermedad cardíaca isquémica y eventos de accidente cerebrovascular isquémico: revisión sistemática y metanálisis de dosis-respuesta para el Global Burden of Disease Study de 2013

PUBLICACIÓN ORIGINAL EN INGLÉS: . 2016; 354: i3857. Published online 2016 Aug 9. doi:  10.1136/bmj.i3857 PMCID: PMC4979358

AUTORES:

Información del autor

Instituto de Métricas y Evaluación de la Salud, Universidad de Washington, 2301 5th Avenue, Suite 600, Seattle, WA 98121, EE. UU.
Escuela de Medicina, Universidad de Washington, Seattle, WA 98105, EE. UU.
Escuela de Salud Pública, Facultad de Medicina y Ciencias Biomédicas, Universidad de Queensland, Herston, QLD 4006, Australia.
Geisel School of Medicine, Dartmouth College, Hanover, NH 03755-1404, EE. UU.
Instituto de Métricas y Evaluación de la Salud, Universidad de Washington, 2301 5th Avenue, Suite 600, Seattle, WA 98121, EE.UU. forouzan@uw.edu.

 

RESUMEN

OBJETIVO:

Cuantificar las asociaciones dosis-respuesta entre la actividad física total y el riesgo de cáncer de mama, cáncer de colon, diabetes, enfermedad cardíaca isquémica y eventos de accidente cerebrovascular isquémico.

DISEÑO:

Revisión sistemática y metanálisis Bayesiano de dosis-respuesta.

FUENTES DE DATOS:

PubMed y Embase de 1980 a 27 de febrero de 2016, y referencias de revisiones sistemáticas relevantes. Los datos del Estudio sobre Envejecimiento Global y Salud de Adultos realizado en China, Ghana, India, México, Rusia y Sudáfrica desde 2007 hasta 2010 y las Encuestas Nacionales de Salud y Nutrición de 1999 a 2011 se usaron para mapear la actividad física específica del dominio (informado en estudios incluidos) a la actividad total.

CRITERIOS DE ELEGIBILIDAD PARA LA SELECCIÓN DE ESTUDIOS:

Estudios prospectivos de cohortes que examinan las asociaciones entre la actividad física (cualquier dominio) y al menos una de las cinco enfermedades estudiadas.

RESULTADOS:

Se identificaron 174 artículos: 35 para el cáncer de mama, 19 para el cáncer de colon, 55 para la diabetes, 43 para la enfermedad cardíaca isquémica y 26 para el accidente cerebrovascular isquémico (algunos artículos incluyeron resultados múltiples). Aunque los niveles más altos de actividad física total se asociaron significativamente con un menor riesgo para todos los resultados, las principales ganancias se produjeron en niveles más bajos de actividad (hasta 3000-4000 equivalentes metabólicos (MET) minutos/semana). Por ejemplo, las personas con un nivel de actividad total de 600 MET minutos/semana (el nivel mínimo recomendado) tenían un 2% menos de riesgo de diabetes en comparación con aquellos que no informaron actividad física. Un aumento de 600 a 3600 MET minutos/semana redujo el riesgo en un 19% adicional. La misma cantidad de aumento arrojó rendimientos mucho más pequeños a niveles más altos de actividad: un aumento de la actividad total de 9000 a 12 000 MET minutos/semana redujo el riesgo de diabetes en solo un 0,6%. Comparado con individuos insuficientemente activos (actividad total <600 MET minutos/semana), la reducción de riesgo para aquellos en la categoría altamente activa (≥8000 MET minutos/semana) fue del 14% (riesgo relativo 0.863, intervalo de incertidumbre del 95% 0.829 a 0.900) para el cáncer de mama; 21% (0.789, 0.735 a 0.850) para cáncer de colon; 28% (0.722, 0.678 a 0.768) para la diabetes; 25% (0.754, 0.704 a 0.809) para la enfermedad cardíaca isquémica; y 26% (0.736, 0.659 a 0.811) para accidente cerebrovascular isquémico.

CONCLUSIONES:

Las personas que alcanzan niveles totales de actividad física varias veces superiores al nivel mínimo recomendado actual tienen una reducción significativa en el riesgo de las cinco enfermedades estudiadas. Más estudios con cuantificación detallada de la actividad física total ayudarán a encontrar estimaciones de riesgo relativo más precisas para diferentes niveles de actividad.

PMID: 27510511
PMCID: PMC4979358

La mortalidad y los efectos del miocardio de los antidepresivos son moderados por enfermedad cardiovascular preexistente: un metanálisis

ARTÍCULO ORIGINAL EN INGLÉS:  2017;86(5):268-282. doi: 10.1159/000477940. Epub 2017 Sep 14.

AUTORES: Maslej MM 1 , Bolker BM , Russell MJ , Eaton K , Durisko Z , Hollon SD , Swanson GM , Thomson JA Jr , Mulsant BH , Andrews PW .

Información de lOS autorres

1
Departamento de Psicología, Neurociencia y Conducta, McMaster University, Hamilton, ON, Canadá.

resumen

TRASFONDO:

Los antidepresivos (AD) son medicamentos comúnmente recetados, pero sus efectos a largo plazo sobre la salud son debatidos. Los Ad interrumpen múltiples procesos adaptativos regulados por bioquímicos evolutivamente antiguos, incrementando potencialmente la mortalidad. Sin embargo, muchas AD también tienen propiedades anticoagulantes que pueden ser eficaces en el tratamiento de enfermedades cardiovasculares. Llevamos a cabo un metanálisis que evalúa los efectos de los AD sobre la mortalidad por cualquier causa y los eventos cardiovasculares en muestras de población general y pacientes cardiovasculares.

MÉTODOS:

Dos revisores evaluaron de forma independiente los artículos de PubMed, EMBASE y Google Scholar para la mortalidad relacionada con la enfermedad de Alzheimer que controlaba la depresión y otras comorbilidades. A partir de estos artículos, extrajimos información sobre eventos cardiovasculares, estado de riesgo cardiovascular y clase de AD. Llevamos a cabo metanálisis de efectos mixtos que probaban el tipo de muestra y la clase de EA como moderadores de mortalidad por cualquier causa y nuevos eventos cardiovasculares.

RESULTADOS:

Diecisiete estudios cumplieron nuestros criterios de búsqueda. El tipo de muestra moderó consistentemente riesgos para la salud. En muestras de población general, el uso de AD aumentó los riesgos de mortalidad (HR = 1.33, IC 95%: 1.14-1.55) y nuevos eventos cardiovasculares (HR = 1.14, IC 95%: 1.08-1.21). En pacientes cardiovasculares, el uso de AD no afectó significativamente los riesgos. La clase AD también moderó la mortalidad, pero los inhibidores de la recaptación de serotonina no fueron significativamente diferentes de los AD tricíclicos (ATC) (HR = 1.10, IC 95%: 0.93-1.31, p = 0.27). Solo «otros AD» fueron diferenciables de los ATC (HR = 1,35; IC del 95%: 1,08-1,69). Las estimaciones del riesgo de mortalidad aumentaron cuando analizamos el subconjunto de estudios que controlaban la depresión de premedicación, lo que sugiere la ausencia de confusión por indicación.

CONCLUSIONES:

Los resultados apoyan la hipótesis de que los AD son dañinos en la población general pero menos dañinos en pacientes cardiovasculares.

PMID: 28903117
DOI: 10.1159 / 000477940